Pregunta paraParlamento de La Rioja

Soy Rebeca, soy guía turístico y tengo movilidad reducida. ¿Cuándo educarán a la ciudadanía para que se normalice la discapacidad y tengamos una sociedad inclusiva?

64 pertsonak babestu dute
64 de500 Apoyos

Mi nombre es Rebeca, resido en Villamediana de Iregua y soy guía turístico oficial de la Rioja, esta tierra tan mágica que muestro a cientos de turistas todos los años. Además de ello, padezco Artritis Reumatoide, una enfermedad autoinmune que afecta principalmente a las articulaciones. 

Recibí el diagnóstico en 2003. Posteriormente, debido a una serie de problemas, entré en un coma inducido que duró 20 días. Cuando desperté, no podía mover nada más que el cuello. Poco a poco, gracias a la rehabilitación, empecé a recuperar la movilidad. 

Obtuve la habilitación de guía turístico y desde 2010 muestro Logroño a los turistas moviéndome en silla eléctrica. Muchas personas, cuando me ven, pueden tener ciertos prejuicios. Pero una vez empiezo a hablar y a mostrarles la ciudad, terminan olvidándose de que voy en silla de ruedas, me ven como iguales. La sociedad actual tiene todavía muchas barreras mentales para aceptar a las personas con algún grado de discapacidad, y estas barreras no les hacen ver que somos iguales y capaces. 

Hace años te encontrabas con autobuses o sitios públicos que no estaban adaptados. A día de hoy, por suerte, contamos con bastante accesibilidad en la Rioja, sobretodo en el ámbito público, por lo que hemos progresado. 

Sin embargo, el problema se encuentra en que aunque nuestras ciudades están adaptadas, nuestros ciudadanos todavía no lo están. Con los años te curas y no le das importancia, pero a día de hoy todavía hay personas que te miran, que pueden tener ciertos prejuicios o tendencia a la sobreprotección. 

La percepción social hacia las personas con discapacidad sigue estando estigmatizada, apareciendo en los medios de comunicación ante situaciones muy concretas y teniendo poca presencia en el entorno público. 

Vivimos en un mundo donde lo “normal” está sobrevalorado, deberíamos de apreciar las diferencias. Me gustaría vivir en una sociedad que no segregara, en la que todos nos sintiéramos incluidos e iguales. Y no solo las personas con movilidad reducida, sino las personas con cualquier tipo de discapacidad física o intelectual. 

Considero que por parte de los políticos se debería de trabajar la inclusión social, concienciando a la ciudadanía y normalizando la discapacidad en nuestra sociedad. No somos un grupo aparte, somos iguales y debemos tener los mismos derechos y oportunidades que los demás. Considero que dando más visibilidad en los espacios públicos, así como en los medios de comunicación, y formando correctamente a las generaciones futuras, conseguiremos una sociedad inclusiva de verdad. 

Por este motivo, me dirijo a los políticos del Parlamento de la Rioja para que tengan en cuenta esta situación, e inviertan en campañas de sensibilización y en una mejor educación para que la ciudadanía normalice la discapacidad, y logremos así una sociedad inclusiva de verdad. 

64 pertsonak babestu dute
64 de500 Apoyos

edo