Pregunta para Parlamento de Catalunya

La falta de coordinación casi me lleva a evitar una quimioterapia que resultó ser necesaria: ¿Cuándo se invertirán más recursos en coordinar la detección precoz y el tratamiento del cáncer de mama?

518 pertsonak babestu dute
518 Babes
Eva Palacios Valiña Pregunta de Eva Palacios Valiña

Hola,

Me llamo Eva, tengo 44 años y la semana pasada recibí mi primera sesión de quimioterapia. El 7 de diciembre fui operada de un pequeño tumor en el pecho y, tras una escalada acerca de qué era más adecuado hacer ahora, finalmente recibiré un tratamiento de quimioterapia.

Ahora bien, me gustaría trasladaros mi historia porque, desde mi vivencia personal, he sido consciente de las deficiencias de un sistema sanitario que no puede cobrarse más vidas por falta de coordinación o de pruebas de control precoz. Yo asistía al ginecólogo a través de un seguro privado, y desde los 40 años me comenzaron a realizar mamografías de control. Así fue como, en el mes de noviembre, detectaron un tumor que había que quitar. La rapidez con la que se gestionó fue absoluta. Desde que lo detectaron en la mamografía hasta que fui intervenida pasaron cerca de 9 días, lo cual agradecí enormemente. Me sentía muy afortunada.

Una ver operada, desde la sanidad privada me informaron de que tenía la posibilidad de pedir una plataforma genética para así comprobar si realmente necesitaba someterme a un tratamiento de quimioterapia o si, por el contrario, esta no era necesaria. Una vez me comunicaron esto, decidí asistir a la Seguridad Social con mi informe para ver si podrían allí analizar mi caso y comprobar si debía someterme a quimioterapia. Su respuesta fue: “según tu baremo, no tienes que someterte a esta prueba, la quimioterapia no será necesaria en tu caso”. No obstante, solicitaron que les hiciera llegar las pruebas tumorales para analizarlo. Por mi parte, con tal de quedarme tranquila, decidí pagar por mi cuenta la plataforma genética y, después de esto, recibí una llamada de la Seguridad Social que daba respuesta al análisis del informe tumoral. Para mi sorpresa, los resultados diferían en gran medida de lo escuchado en la sanidad privada hasta ese momento. Mi tumor pasó de ser de grado 2 a grado 3 y la quimioterapia se convirtió de forma automática en NECESARIA.

¿Cómo puede ser que mi vida dependa de la interpretación del profesional que analice el informe? ¿Cómo puede ser posible que exista tal diversidad de opiniones entre la sanidad pública y privada? ¿Cómo se puede jugar con la vida y la estabilidad emocional de una persona? Y, por último, ¿Cómo es posible que no se incremente el presupuesto destinado a las campañas de detección precoz con tal de no llegar a estas situaciones? Son las principales preguntas que me planteo a día de hoy.

Afortunadamente, espero recibir las sesiones de quimioterapia que terminen con la amenaza del tumor en su totalidad, para así permanecer tranquila. De ahora en adelante vendrán unos meses duros, pero todo pasará. Tan solo quiero evitar que este tipo de circunstancias se repitan y que otros pacientes sufran como he tenido que hacerlo yo durante estos últimos meses. La detección precoz es clave, incluso en edades tempranas. ¿Qué hubiera ocurrido si no hubiese acudido al ginecólogo por medio de mi seguro privado? ¿A qué altura habrían detectado mi tumor? Yo no noté nada, no tengo antecedentes… Hay muchas excepciones que rompen las reglas.

Soy de Barcelona, y por eso desde aquí estoy lanzando esta pregunta, porque me gustaría hacer llegar mi experiencia a mis representantes políticos en el Parlament de Catalunya, para exigir que se actúe ante este tipo de situaciones a la mayor brevedad posible. ¿Realmente vale la pena llegar a este tipo de incongruencias? ¿Realmente vale la penar a pagar tratamientos a precios exorbitados contra el cáncer por no hacer mamografías de control? 

518 pertsonak babestu dute
518 Babes

edo

Politikarien erantzunak