¿Cuándo se invertirán recursos en capacitación al personal médico para la atención adecuada de las personas con discapacidad?

11 persones li han donat suport
11 de1500 Apoyos

Hola, mi nombre es Saraí Vega, tengo 32 años y a los 17 años sufrí un accidente automovilístico junto a mi tío, quien era trailero y me invitó a acompañarlo a un viaje desde Toluca hasta Baja California, en el caminoel tráiler volcó en una curva por exceso de carga, ese accidente provocó que me amputarán ambas piernas, una debajo de la rodilla y la otra a nivel del muslo, quemaduras en todo mi cuerpo de 3° grado, a excepción de mis brazos y cara. Así como una lesión medular a nivel t12 (torácica 12), por tal motivo no puedo caminar, ni tener sensibilidad en la mitad del cuerpo. 

Antes del accidente, yo era muy activa en el deporte, jugaba fútbol y era la capitana del equipo, además de acudir a la escuela y ayudar a mi mamá en los quehaceres del hogar. Ante esto, aceptar mi discapacidad fue un proceso difícil porque todas mis actividades cambiaron, incluyendo el deporte. Aunado a que para mi atención tuvieron que trasladarme a un hospital en Estados Unidos en el cual atienden a niños con quemaduras, en el cual estuve 4 meses en coma, pasé por 32 cirugías y muchas terapias psicológicas, físicas y ocupacionales. Durante 2 años estuve en depresión, no entendía por qué me había sucedido este accidente y cómo mi vida había cambiado drásticamente de un momento a otro. 

Después de vivir un proceso de duelo, enfrenté mis miedos y acepté mi discapacidad, me había transformado física y emocionalmente y estaba dispuesta a retomar mi vida, concluí mis estudios en enfermería y decidí mudarme a la Ciudad de México para comenzar una nueva etapa en mi vida, deseaba convertirme en una mujer independiente e iniciar mis estudios en derecho

Actualmente, soy una mujer feliz y plena, tengo un trabajo en el que me valoran por mis conocimientos, soy independiente, me gusta viajar, juego básquetbol y tengo una pareja. Por el lado personal, estoy involucrada en sensibilizar a las personas sobre la discapacidad a través de mi testimonio, con el objetivo de empoderar a las personas y demostrar que todas las metas pueden ser alcanzadas, así como para levantar la voz hacia la importancia de visibilizar la discapacidad. Anteriormente, no conocía a nadie con discapacidad, era una situación de la cual no me sentía cercana, sin embargo es muy importante que la sociedad no ignore esta situación, debemos fomentar una sociedad más incluyente. Mi objetivo es sembrar la semilla para que cada vez se conozca más la discapacidad y nos den más oportunidades que por derecho merecemos. 

¿Hay belleza en la discapacidad? ¡Claro que sí! Demostrando que la belleza va más allá de la apariencia física, tiene que ver con tu personalidad, proyección e incluso tu fortaleza. El año pasado, tuve la fortuna de ser parte del primer “Certamen de belleza para mujeres con discapacidad” llamado “Miss Wheelchair México” en el cual representé a la Ciudad de México y obtuve la corona “Princesa Primera de Miss Wheelchair México”, eventos como este surgen con el objetivo de generar empatía y conciencia sobre las mujeres con discapacidad. 

Comparto mi historia para demostrar que la discapacidad no es una limitación, a través de mi testimonio de vida muchas personas pueden sentirse inspiradas, darse cuenta que pueden generar cambios y hacer la diferencia en la sociedad, mi objetivo es motivar, sensibilizar y compartir que las personas con discapacidad tienen los mismos derechos y oportunidades que el resto. 

De igual manera, a lo largo de estos 13 años con la discapacidad adquirida, me he percatado de la necesidad de que exista mejor atención médica, es fundamental que las autoridades inviertan recursos en capacitación al personal médico para la atención de personas con discapacidad, ya que en ocasiones los propios médicos no conocen los conceptos o padecimientos que podemos llegar a presentar. Y tampoco cuentan con las herramientas necesarias, por ejemplo las sillas de ruedas que están en los hospitales no son las adecuadas para una correcta movilidad, incluso nos pueden provocar escaras debido a que no son cómodas. Las personas con discapacidad tenemos derecho a un servicio médico de calidad y con médicos capacitados. Si nos unimos para ser una sociedad más consciente e incluyente, poco a poco todos iremos sumando para generar un cambio, y no frenar a nadie. 

11 persones li han donat suport
11 de1500 Apoyos

o